Las batallas contra algunas enfermedades se cuentan una a una y se celebra cada éxito con muchísimo énfasis. El SIDA es una de las enfermedades que tienen esta realidad, es que en su historia sufrió falta de reconocimiento como tal, desinformación por parte aquellos que se suponía que debían ayudar a combatirla y mucho, muchísimo, prejuicio por parte de gran parte de la sociedad en general.

Hoy la situación dista mucho de aquella de los años 80, pero aun así no es fácil. La vida de un infectado puede ser normal siempre y cuando tenga todas las medicaciones cubiertas y cierto cuidado sobre su salud.

Pero en las últimas semanas el Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de los Estados Unidos ha dado a conocer el anticuerpo N6, el cual es capaz de neutralizar el 98% de todas las cepas del HIV. Con esto cambiaría radicalmente el panorama para prevenir y tratar la enfermedad. Otro punto importante es que las mutaciones resistentes a dicho anticuerpo son casi nulas; esto quiere decir que el virus no puede responder tan rápidamente como lo que se había descubierto anteriormente.

Las pruebas se han desarrollado en laboratorio, pero tengo la esperanza que los ensayos en la realidad sean tan reconfortante como todo lo sucedido hasta ahora.

Para ver mi fuente click acá

 

Anuncios